¿Es el Big Data nuestro Gran Hermano?

metabody

Vivimos controlados permanentemente por las pantallas de nuestros dispositivos electrónicos.

Hacking Big Data Brother planteará un debate en torno al cuerpo como herramienta contra la vigilancia masiva

Comparte este artículo

Vivimos controlados permanentemente. Y no por cámaras ni micrófonos como en 1984, sino por algo que ni el propio Orwell podía imaginarse: las pantallas de nuestros dispositivos electrónicos. Cuando clickeamos en el botón ese botón que reza Acepto las condiciones de uso (cuya extensión en algunas webs y redes sociales supera a la de la obra Hamlet) cedemos todos nuestros datos para que se genere un perfil milimétrico de nosotros: cómo nos vestimos, dónde compramos, o qué tipo de pareja preferimos son solo algunas de las cosas que el llamado Big Data conoce de nuestra vida.

¿Qué podemos hacer para luchar contra este nuevo Gran Hermano? El proyecto Metabody planteará posibles soluciones en Madrid, en el centro Medialab-Prado del 22 al 25 de julio. Tras celebrarse en Dresde Génova, Ámsterdam, Weimar y varias ciudades de EEUU y Canadá, Metabody desembarca en la capital española con una agenda repleta de contenidos teóricos y prácticos para desentrañar todas las claves de la nueva sociedad y su estado de “datificación”.

Una de las principales ofertas de estas jornadas es la serie Metatopia, una ópera interactiva que se diseminará en espacios urbanos y en domicilios. A través de performances enlazadas a arquitecturas físicas creadas a propósito, se intentará desafiar al status quo actual. «Nunca va ha haber un espectador pasivo», ha asegurado Jaime De Val, cordinador de Metabody, al respecto de estas representaciones y actividades, en las que se combinará tecnología con el propio motor humano. Una de las actividades será la de invitar a los espectadores a caminar a una velocidad de 1cm/segundo. Como ha declarado Jaime, «otra forma de moverse es otra fora de pensar».

Además, en la programación se incluye la Conferencia Internacional Hacking Big Data Brother los días 21 y 22 en la Casa Encendida. Esta “(Des)Conferencia”, llamada así por el modo en el que se van a ir hilando los principales temas, está avalada por más de una decena de universidades de todo el mundo, como Nueva York, Oxford, o Berkley. Se planteará un interesante debate en torno al cuerpo como herramienta contra la vigilancia masiva. Destaca entre los ponentes la feminista estadounidense Karen Barad, de la Unicersidad de California en Santa Cruz, que combina la física cuántica con la performatividad de género.

Estas jornadas representan un nuevo modo de entender y respetar los avances gigantescos que ha dado la humanidad en materia de tecnologías y globalización. De Val lo confirma:«Existe gente que quiere tener un mundo predecible a través de lo smart. Tenemos que darle un valor sensible y poético a lo impredecible»


Los comentarios están cerrados.