Cambio Climático

Tras un otoño tropical, ¿qué podemos esperar del invierno?

El mes de octubre de 2022 ha sido el más caluroso en décadas, con temperaturas hasta diez grados por encima de lo habitual. Y todo apunta a que se mantendrá en esta línea: los expertos advierten que el ‘veroño’ traerá consigo más riesgos de sequía y de incendios tanto en España como en gran parte del hemisferio norte.

¿QUIERES COLABORAR CON ETHIC?

Si quieres apoyar el periodismo de calidad y comprometido puedes hacerte socio de Ethic y recibir en tu casa los 4 números en papel que editamos al año a partir de una cuota mínima de 30 euros, (IVA y gastos de envío a ESPAÑA incluidos).

COLABORA
08
Nov
2022
otoño

Pantalones, manga corta y algún baño. En pleno otoño: esta es la imagen que se ha repetido en numerosas ocasiones durante el último mes y medio a lo largo y ancho de Península e islas, como una postal de recuerdo de las anomalías climáticas que ha generado el calentamiento global.

Es un hecho: el de 2022 ha sido el octubre más caluroso registrado en España en seis décadas. Desde 1961, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) no contabilizaba temperaturas tan cálidas para el otoño. Y probablemente sería el más caliente en 106 años.

Cifras alrededor de los 30ºC y noches tropicales donde los termómetros en algunas provincias no bajaban de los 20ºC, han hecho que el comienzo del otoño tenga temperaturas «casi estivales», según la propia Aemet. De hecho, en varias zonas de España las temperaturas máximas han estado tres, cinco, y hasta diez grados por encima del promedio registrado entre 1980 y 2010. En 49 de las 51 provincias, sin contar a Ourense, la media de las máximas registradas desde septiembre ha rebasado la media histórica.

Según ha explicado el portavoz de la Aemet, Rubén del Campo, estas temperaturas anómalas no son «buen tiempo»: cada época debe tener su clima, ya que se relaciona con los ciclos de los ecosistemas y las cosechas. Además, una de las mayores preocupaciones es que no llueva, pues dispara el riesgo de sequías e incendios.

La anomalía climática se ha atribuido a una dorsal de aire cálido que había actuado como bloqueo para las borrascas atlánticas, típicas de esta estación

Es más: el fuerte incremento de las temperaturas en el hemisferio norte ha hecho que las sequías sean cada vez más probables, según alertó la World Weather Attribution. En España, las reservas hídricas también han llegado a mínimos como demuestran las imágenes de los satélites en algunos embalses como el de Yesa, en el Pirineo, a solo el 11% de su capacidad.

El índice de Extreme Forecast Index (EFI) registró valores inusuales en gran parte de Europa occidental. Météo-France, por ejemplo, informó un nuevo récord de temperaturas que supera las de octubre de 2001 y de 2006. Y es que, en general, Europa es la región con el calentamiento más acelerado, según la Organización Meteorológica Mundial.

Las predicciones indican que noviembre, diciembre y enero seguirán el patrón de temperaturas más altas de lo esperado

La anomalía climática se ha atribuido a una dorsal de aire cálido que había actuado como bloqueo para las borrascas atlánticas, típicas de esta estación. Además, estas dorsales impulsan vientos cálidos del sur y masas de aire subtropical, lo cual hace subir las temperaturas.

Por otro lado, según la NASA, la tendencia al calentamiento global que se observa desde la mitad del siglo XX se atribuye a la extensión humana del efecto invernadero: la atmósfera atrapa el calor que se irradia desde la Tierra y ciertos gases como el CO2, el metano y el óxido nitroso bloquean el calor y no permiten que este escape.

Aunque octubre de 2017 también fue extremadamente cálido y seco, lo que parecía un clima récord ha sido holgadamente superado cinco años después. El 2022 es, por ahora, el año más cálido registrado en España, según la Aemet.

Y el invierno, ¿qué?

Las predicciones estacionales del European Centre for Medium-Range Weather Forecasts (ECMWF) muestran que probablemente los próximos tres meses serán menos fríos de lo habitual en gran parte del hemisferio norte. Noviembre, diciembre y enero seguirán el patrón de temperaturas más altas de lo esperado, con mayor probabilidad en el este de la península y en las islas Baleares.

En cuanto a las lluvias, a pesar de que es probable que haya menos que de costumbre, la agencia predice precipitaciones más abundantes en los archipiélagos y el Levante. En el norte de Navarra, en el País Vasco, en el Pirineo occidental y en Galicia, las lluvias podrían acercarse a la media.

Por el momento, los frentes atlánticos han comenzado a bajar los termómetros a temperaturas otoñales pero es probable que el mes de noviembre sea también el más cálido de la serie histórica en España, teniendo en cuenta que noviembre de 2021 fue especialmente frío.

Que está haciendo cada vez más calor, que está llegando mucho antes y quedándose mucho después es un hecho. El planeta en general está más caliente, con olas de calor más frecuentes y más intensas, y las anomalías climáticas en España son solo una muestra de que el clima se ha vuelto más extremo.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

COMENTARIOS

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín semanal y recibe en tu email nuestras novedades, noticias y entrevistas

SUSCRIBIRME

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible obtener más información aquí.