Medio Ambiente

POWERED BY

El Corte Inglés, primera empresa española en obtener el certificado Residuo Cero de AENOR

El Corte Inglés ha reconvertido su modelo de negocio en Galicia para reciclar y reutilizar el 90% de sus residuos a través de su gestión sostenible.

¿QUIERES COLABORAR CON ETHIC?

Si quieres apoyar el periodismo de calidad y comprometido puedes hacerte socio de Ethic y recibir en tu casa los 5 números en papel que editamos al año a partir de una cuota mínima de 30 euros, (IVA y gastos de envío a ESPAÑA incluidos).

COLABORA
05
Abr
2019
gestion de residuos cartón

Bolsas y embalajes de plástico, cajas de cartón, aceite usado, restos de comida… Si una persona media genera, según el INE, alrededor de 471 kilogramos de residuos al año, ¿imaginas la cantidad de residuos que puede llegar a generar una gran empresa? Con el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de fondo, la Unión Europea lleva cuatro años impulsando la economía circular y el consumo sostenible y, poco a poco, las compañías están empezando a implementar diferentes iniciativas para unirse a esta nueva manera de entender el futuro. Este es el caso de los centros comerciales de El Corte Inglés en Galicia, que ha reconfigurado cuatro centros y dos plataformas logísticas para gestionar sus residuos de la manera más sostenible posible.

«El mejor residuo es aquel que no se produce», asegura Brezo Tejerino, responsable del área de medio ambiente de los grandes almacenes. Por eso, durante los últimos siete meses, la dirección regional gallega de El Corte Inglés ha puesto en marcha un programa completo de su gestión que va más allá de la simple reutilización o reciclado, sino que supone «un cambio radical en el modelo de gestión» y que se fomenta en cuatro pilares: reducir, reutilizar, reciclar y revalorizar. En su proyecto piloto llevado a cabo en el territorio gallego se ha fomentado la reutilización de productos textiles y eléctricos. La recuperación de estos últimos supone, por ejemplo, que el 7% de los aparatos electrónicos de frío acaben siendo reutilizados y que se gestionen 400 toneladas anuales de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos. Además, la ropa recogida en los contenedores de reciclaje se destina, si está en buen estado —lo que supone el 53% de las que los clientes depositan en ellos— al programa de segunda mano de Cáritas. Las prendas restantes son procesadas y reconvertidas en hilo que luego se utilizará para confeccionar colecciones propias.

El certificado Residuo Cero reconoce a aquellas organizaciones que valorizan las distintas fracciones de residuos que generan

Todos los embalajes que llegan a los almacenes de la empresa son gestionados y reconvertidos o bien en cajas de cartón para envíos o en las bolsas de plástico que los clientes se llevan a su casa, fabricadas con un 80% de material reciclado. La buena gestión del plástico es una de las prioridades de El Corte Inglés en Galicia y, por ello, ha llegado a un acuerdo con todos sus proveedores para que todo el plástico utilizado tenga las mismas características y, así, sea más fáciles su reconversión. Como novedad en los centros gallegos, 150 toneladas de residuos orgánicos —restos de comida de las cafeterías y restaurantes, productos en mal estado, etc.— se compostan y convierten en hummus de lombriz ecológico que luego se comercializa.

Gracias a todas estas iniciativas, que han requerido de la formación y compromiso de los más de 4.000 empleados de las instalaciones gallegas, se gestionan una cantidad de residuos anuales igual a la que 250.000 personas aportan a un vertedero en un día. Además, esta apuesta por la economía circular ha llevado a que El Corte Inglés sea la primera empresa española que obtiene el certificado Residuo Cero de AENOR, concedido a las empresas que evitan que, al menos, el 90% de los residuos que generan acaben gestionados en un vertedero. José Magro, gerente de sostenibilidad de la Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR), asegura que este certificado solo se concede si «el residuo deja de ser residuo y se convierte en un nuevo recurso». Por ahora, el proyecto gallego es solo un programa piloto, pero en un futuro podría implementarse en otros centros comerciales de España.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

COMENTARIOS

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín semanal y recibe en tu email nuestras novedades, noticias y entrevistas

SUSCRIBIRME