Economía

¿Dónde queda la sostenibilidad empresarial tras la pandemia?

No abandonar el camino de la Agenda 2030 se torna especialmente relevante este año, clave para la recuperación tras la covid.

Artículo

¿QUIERES COLABORAR CON ETHIC?

Si quieres apoyar el periodismo de calidad y comprometido puedes hacerte socio de Ethic y recibir en tu casa los 5 números en papel que editamos al año a partir de una cuota mínima de 30 euros, (IVA y gastos de envío a ESPAÑA incluidos).

COLABORA
25
Jun
2021
sostenibilidad empresarial

Artículo

La pandemia ha cambiado nuestras prioridades como ciudadanía y como organizaciones. Llevamos más de un año intentando adaptarnos a una nueva realidad, y muchas veces la velocidad de respuesta es la que determina el éxito. Pero ¿qué entendemos por adaptación? La RAE define la palabra adaptar como «acomodarse, ajustar algo a otra cosa, relacionado con las personas, “avenirse a diferentes circunstancias». Y cuando esas circunstancias tienen que ver con una pandemia y sus implicaciones económicas, sanitarias y sociales, es lógico que las prioridades de las organizaciones hayan cambiado.

Estamos viviendo tiempos enormemente intensos e interesantes y eso afecta de lleno a la sostenibilidad. Según datos de Approaching the Future 2021, el estudio que elaboramos desde Canvas Estrategias Sostenibles y Corporate Excellence – Centre for Reputation Leadership, observamos una desaceleración de los avances en cuestiones cruciales para el modelo de empresa con futuro, como son la emergencia climática o la Agenda 2030.

«En 2020 se priorizaba el desarrollo socioeconómico del planeta. Ahora, predomina la gestión empresarial»

La adaptación a una nueva realidad –marcada en 2020 por la normalización de la incertidumbre y en 2021 por la respuesta a la pandemia– es el tema que los profesionales han destacado claramente como prioritario en ambas ediciones del estudio. Como resultado de la rápida evolución del contexto, si en 2020 las empresas priorizaban cuestiones clave para el desarrollo social y económico del planeta, así como la respuesta ante el cambio climático o la Agenda 2030, en 2021 predominan los temas vinculados con la gestión empresarial como el liderazgo responsable, la reputación y las nuevas formas de trabajo.

El año pasado, la Agenda 2030 era el segundo asunto en el que más se estaba trabajando, con un 41% de organizaciones comprometidas con su avance. En 2021, esta cifra se ha reducido a un 25,1%. Observamos resultados similares con la emergencia climática, que en 2020 estaba entre los tres temas más relevantes y en 2021 ocupa el puesto número once. Eso sí, cabe destacar que el número de empresas que continúan progresando en este asunto se mantiene por encima del 25%.

A pesar de que estos datos puedan dar a entender que la transición hacia la sostenibilidad se está desacelerando en el sector empresarial, analizamos importantes avances en materia de inversión y regulación que impulsan el desarrollo sostenible, también en tiempos de pandemia.

Corren nuevos tiempos

La inversión con criterios sostenibles y visión a largo plazo se ha convertido en vector clave para financiar un nuevo modelo económico y de empresa. Según una encuesta de BlackRock, los inversores planean duplicar la inversión en activos sostenibles en los próximos cinco años, pasando del 18% de los activos bajo gestión en promedio al 37% en 2025. Y la pandemia no parece haber obstaculizado esta evolución, con solo el 3% de los encuestados esperando retrasar su implementación de la inversión sostenible como resultado de la covid-19.

Otro signo de la adaptación de la sostenibilidad a una nueva realidad lo marcan el Integrated Reporting Council (IIRC) y el Sustainability Accounting Standards Board (SASB). Ambos, recientemente han anunciado su acuerdo de fusión en la Value Reporting Foundation (VRF), que proporcionará a las empresas un conjunto completo de herramientas para evaluar, gestionar y comunicar el valor de la sostenibilidad.

«Necesitamos que las compañías avancen en su transformación sostenible para lograr una reconstrucción justa»

En esta misma línea, la Comisión Europea acaba de presentar un paquete de medidas generales para contribuir a mejorar el flujo de dinero hacia actividades sostenibles en toda la Unión, respondiendo al Pacto Verde Europeo y a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030. Paquete que incluye, además, una propuesta de directiva de información de las empresas en materia de sostenibilidad.

El Gobierno español también acaba de publicar su informe de progreso 2021 y su Estrategia de Desarrollo Sostenible 2030. En esta última se manifiesta que «la futura reconstrucción de nuestro país tiene que basarse, necesariamente, en una transición ecológica que proteja nuestro planeta y su diversidad, en una búsqueda de la justicia social materializada en condiciones de trabajo dignas, en el fin de las desigualdades y de la pobreza, en el logro de la igualdad real entre hombres y mujeres».

En definitiva, una de las palancas para la adaptación ha de ser necesariamente la sostenibilidad. Necesitamos que las compañías continúen avanzando en su transformación sostenible y reforzando los aspectos ambientales, sociales y de buen gobierno corporativo para lograr una reconstrucción justa e inclusiva para cumplir con el objetivo de la Agenda 2030 de no dejar a nadie atrás.


Isabel López es cofundadora y directora general de CANVAS Estrategias Sostenibles

ARTÍCULOS RELACIONADOS

POWERED BY

Hacia un futuro sostenible

Santiago Alfonso

Situar la sostenibilidad en el centro estratégico de las compañías puede convertirse en una gran oportunidad.

COMENTARIOS

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín semanal y recibe en tu email nuestras novedades, noticias y entrevistas

SUSCRIBIRME

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible obtener más información aquí.