Opinión

Ciudades sin coches: una transformación crucial

Artículo

Florentina Carrasco Serrano

Concejala por Equo

¿QUIERES COLABORAR CON ETHIC?

Si quieres apoyar el periodismo de calidad y comprometido puedes hacerte socio de Ethic y recibir en tu casa los 5 números en papel que editamos al año a partir de una cuota mínima de 30 euros, (IVA y gastos de envío a ESPAÑA incluidos).

COLABORA
12
Oct
2018
Día sin coches

Sabemos que los automóviles son la principal causa del deterioro de la calidad del aire que respiramos y que el tráfico es la principal fuente de ruido de nuestras ciudades, las cuales se han convertido en espacios más inseguros donde se ha limitado enormemente la autonomía de menores que no pueden ir caminando al colegio ni jugar en la calle, y la de los mayores, pues las calles ocupadas por los coches han dejado de ser un lugar de encuentro y paseo.

Pero la realidad demuestra que, como resultado de décadas urbanizando sin pensar en las necesidades de movilidad futura, nos encontramos con numerosos núcleos urbanos donde sus habitantes se ven obligados a desplazarse en coche para realizar sus actividades cotidianas y para que puedan cambiar su forma de desplazarse se deben poner en marcha medidas que hagan fácil y viable este cambio. Si la colaboración ciudadana es imprescindible, son los Gobiernos los que deben poner en marcha las medidas adecuadas para facilitar el apremiante cambio.

Algunos Ayuntamientos están implantando medidas que facilitan el cambio de modelo, como la limitación de la velocidad de los vehículos, lo que hace que se reduzca la siniestralidad y la contaminación, restringiendo el acceso del vehículo privado al centro de las ciudades, fomentando el uso de la bicicleta, facilitando los desplazamientos caminando y mejorando el transporte colectivo.

Las medidas no serán efectivas si no van acompañadas de la coordinación entre las Comunidades y el Estado

Pero estas medidas no serán efectivas si no van acompañadas de la necesaria coordinación de las normas que se implanten en cada Comunidad Autónoma y a nivel estatal. Por ejemplo, no se entiende que la Comunidad de Madrid carezca de un Plan de Transporte e Infraestructuras que dé coherencia a las inversiones que se realicen en el futuro y que no se apueste por un transporte colectivo de calidad que facilite a la ciudadanía sus desplazamientos sin tener que recurrir al coche.

Desde hace décadas y en muchas ciudades se viene celebrando el llamado «Día sin coches» (en Europa, por ejemplo, se celebra cada 22 de septiembre), iniciativa que tuvo su origen en la crisis del petróleo de los años setenta y que pasada la misma se reactivó en los años ochenta, en nuestro país, por iniciativa de las organizaciones ecologistas. Podemos seguir celebrando año tras año el «Día sin coches», pero, si no se implantan con firmeza las medidas necesarias para facilitar que nos movamos de forma más sostenible, no se producirán los cambios necesarios y seguiremos sufriendo las consecuencias nefastas de la contaminación ambiental y acústica.

Florentina Carrasco Serrano es miembro de Equo y concejala en el Ayuntamiento de El Boalo, Cerceda y Mataelpino (Madrid) por BCM en Común

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Autopistas salvajes

Teresa Gil

Este año han muerto atropellados 21 linces ibéricos al cruzar territorios atravesados por carreteras.

COMENTARIOS

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín semanal y recibe en tu email nuestras novedades, noticias y entrevistas

SUSCRIBIRME