Cultura

Pulp dedicó un concierto histórico a los "indignados"

El Primavera Sound, una de las citas musicales imprescindibles del año, se convierte en una prolongación del clamor que recorre España.

Artículo

¿QUIERES COLABORAR CON ETHIC?

Si quieres apoyar el periodismo de calidad y comprometido puedes hacerte socio de Ethic y recibir en tu casa los 5 números en papel que editamos al año a partir de una cuota mínima de 30 euros, (IVA y gastos de envío a ESPAÑA incluidos).

COLABORA
01
Feb
2011

Artículo

Pablo Blázquez

La legendaria banda británica Pulp dedicó ayer el apoteósico concierto que ofreció en el Primavera Sound, ante decenas de miles de personas, a los «indignados» que en las últimas semanas han hecho oír a todos los países del mundo su clamor contra los abusos de las clases dirigentes y en defensa de una regeneración de los valores democráticos continuamente traicionados.

Las cargas policiales que se produjeron en la Plaza de Cataluña para desalojar a los acampados, debido al riesgo para la seguridad que podría suponer el desenlace del partido que hoy enfrenta al Barcelona con el Manchester United, se saldaron con 121 heridos leves -37 de ellos policías- y un detenido. La operación sirvió a la policía para desmantelar el campamento pero por la tarde la gente se volvió a concentrar.

El Primavera Sound se ha celebrado este fin de semana en la ciudad condal y es una cita imprescindible para los amantes de la música pop-rock. Esta edición está batiendo récords de asistencia, algo en lo que tiene mucho que ver la debacle en los ingresos de las grandes discográficas, que en los últimos lustros se han visto obligadas a cambiar su modelo de negocio apostando por incrementar las actuaciones en directo. Las pancartas de apoyo a la denominada (quizá demasiado pretenciosamente) «Spanish Revolution», circulaban por las distintos escenarios y muchas fueron las bandas que decidieron unirse a los «indignados» durante sus conciertos.

«Hoy no vamos a ofrecer el concierto de una banda histórica. Hoy vamos a hacer historia», pudo leerse en la pantalla del escenario principal antes que Pulp saliera del back stage para sellar, en efecto, un memorable y apoteósico recital de música pop-rock. El líder de la banda, Jarvis Cocker, se mostró preocupado por las actuaciones policiales frente a un movimiento pacífico y dedicó el concierto, y especialmente su mítico tema Common People, a esos «indignados» que claman por regenerar nuestra democracia.

También otros grupos, como los tejanos Explosions In the Sky, mostraron su apoyo ante la ola de indignación que sacude un país, España, vapuleado por una crisis de económica, política, social y de valores sin precedentes en el que, a pesar de los cinco millones de parados, los grandes partidos han sido incapaces de sellar un solo pacto para enfrentarse, unidos, a la situación.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

COMENTARIOS

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín semanal y recibe en tu email nuestras novedades, noticias y entrevistas

SUSCRIBIRME

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible obtener más información aquí.