España no teletrabaja

teletrabajo conciliacion discapacidad

Francisco Mesonero (Adecco): "Teletrabajar ahorra costes, reduce la rotación y el absentismo y potencia el talento"

El 91% de los trabajadores que tiene hijos con discapacidad creen que el teletrabajo sería una solución

Comparte este artículo

“Hay que conciliar vida laboral y vida familiar”. Esta frase, que seguro que los lectores han pronunciado u oído en innumerables ocasiones, se ha convertido en una de las consignas de nuestro tiempo. ¿Lo conseguimos? Según los distintos estudios, aún estamos muy lejos ese equilibrio entre trabajo y vida personal. En España, más del 50% de los trabajadores no consigue conciliar, según los datos de Ipsos Loyalty.

Una de las fórmulas que empieza a abrirse camino para flexibilizar horarios y costumbres es el teletrabajo, pero en nuestro país sólo un 6,7% de los empleados lo practica. “La empresa española sigue anclada en un modelo que prima la autoridad y la jerarquía: los superiores se sienten más seguros si pueden ejercer un control visual sobre sus empleados en lugar de valorar su rendimiento por objetivos. Es necesario impulsar un cambio de mentalidad, pues está demostrado que la cultura del presentismo no funciona. De hecho, España es uno de los países donde trabajamos más horas, pero no somos de los más productivos”, señala el director de la Fundación Adecco, Francisco Mesonero.

El ejecutivo de la Fundación añade que “España se encuentra lejos de otros países de la UE, como Suecia o Finlandia, que sí cuentan con una cultura que favorece el teletrabajo”. “No es sólo una cuestión de Responsabilidad Social, sino de competitividad, ya que teletrabajar ahorra costes, reduce la rotación y el absentismo y potencia el talento, al posibilitar la inserción laboral de los sectores más inactivos como las personas con discapacidad”.

Personas con discapacidad

La Fundación Adecco ha presentado recientemente el informe Discapacidad y Familia, que este año pone el foco en el teletrabajo. El 75% de los empleados que tienen hijos con discapacidad no consiguen un conciliar para poder estar el tiempo necesario con sus hijos y el trabajo a distancia se presenta, según las conclusiones del estudio, como una herramienta eficaz.

“Estos casos requieren un apoyo aún mayor, al necesitar acudir a terapias, tratamientos, revisiones médicas o precisar de ayuda para desempeñar funciones rutinarias”, explica Mesonero. Según la encuesta de Fundación Adecco, el 91% de los trabajadores que tiene hijos con discapacidad creen que el teletrabajo sería una solución. Sin embargo, sólo un 10% de ellos cuenta con la posibilidad de ejercer su puesto de forma telemática.


Los comentarios están cerrados.