Innovación ‘made in Japan’ al servicio de los ODS

Japón está introduciendo el uso de la inteligencia artificial para reactivar el sector de la construcción en el país

La innovación viene de la mano del uso de herramientas 3D que ayudan a reducir las emisiones de CO2

Comparte este artículo

Japón, el país líder mundial en alta tecnología, encuentra en la innovación y en la inteligencia artificial una vía para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

El sector de la construcción se enfrenta últimamente al envejecimiento de sus trabajadores, así como a la disminución del número de candidatos cualificados dispuestos a trabajar en esta industria.

Con la etiqueta de «sucio, duro y peligroso» a cuestas, este sector resulta poco atractivo para las nuevas generaciones. Ver que cada vez hay menos candidatos para incorporarse a trabajos de construcción es el motivo que ha llevado a la empresa nipona Komatsu a hacer uso de la inteligencia artificial para mejorar su productividad, según una información publicada por Euronews que explica cómo la innovación japonesa busca soluciones para impulsar el desarrollo sostenible.

Esta compañía japonesa tiene mucho interés en atraer a más gente joven para trabajar en el terreno, sobre todo mujeres. Consideran que su participación en el sector es crucial debido a la escasez de más de un millón de trabajadores en la industria nipona de la construcción.

«Usando este sistema esperamos que las mujeres participen de manera más activa en la industria, no sólo en nuestro país, sino en todo el mundo», afirma Yuki Ohnuki empleado de la división de Promoción de Construcción Inteligente de la compañía en declaraciones a Euronew.

Nueva vida para los residuos

Los sistemas de construcción de esta compañía se basan en la construcción inteligente. Se trata de modelos de máxima innovación basados en tecnologías de la información y la comunicación.

Los drones de escaneo láser, por ejemplo, se usan para analizar lugares específicos de trabajo. Desde el aire, estos drones escanean obras gigantes y con los datos obtenidos se crean luego estudios en 3D cuya información se comparte después con todas las máquinas y trabajadores a tiempo real. Un sistema de extrema precisión que consigue recortar el tiempo empleado en los lugares de trabajo, aumentando la eficiencia y reduciendo el impacto medioambiental.

«Esta construcción inteligente enlaza todos los procesos de producción de la construcción de principio a fin, desde el diseño hasta la realización del proyecto. Con la simulación en 3D mejora la eficiencia de las operaciones y se reducen también las emisiones de CO2», explica Chikashi Shike, presidente de la división de Promoción de Construcción Inteligente de Komatsu.

Los residuos suponen un gran problema tanto en el mundo desarrollado como en vías de desarrollo. ¿Qué se puede hacer, por ejemplo, con un tranvía cuando está fuera de servicio y ya no se usa?

Suhji Yonomura, director del proyecto Remember, cree que los objetos obsoletos pueden tener una segunda vida. «Hay muchas partes de un tranvía que se pueden reciclar y reutilizar», afirma.

El proyecto Remember es una nueva iniciativa japonesa basada en las clásicas 3R (Reducir, Reusar, Reciclar) que crea nuevos productos a partir de materiales desechados que, de otra manera, terminarían convertidos en chatarra. Según epxlica desde el canal Euronews, la idea ha sido desarrollada por el propio Yonemura, a quien le gusta más hablar de un «reciclaje espiritual» que transforma los materiales de un viejo tranvía en herramientas útiles.

«Nos proponemos crear un ciclo que transfiera las riquezas de los productos manufacturados con las piezas de los trenes en desuso en actividades de caridad», explica Yonemura. Desde su punto de vista, este proyecto puede adoptarse en distintos lugares como Europa, donde los trenes tienen una gran presencia.

El rol de Japón

El conocimiento, la experiencia y las ganas de hacer del mundo un lugar mejor para vivir son la clave de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. ¿Qué está haciendo Japón en la implementación y el desarrollo de dichos objetivos?

«En Japón estamos trabajando en especial en avanzar en los objetivos relacionados con el empoderamiento de las mujeres y las condiciones de trabajo», explica Megumi Ishizuka, directora adjunta de la organización Global Cooperation.

«A nivel internacional, Japón ha sido un gran defensor de la seguridad humana, integrado en el concepto de ‘no dejar a nadie atrás’ de la agenda de 2030 de la ONU. Basados en este enfoque humano, podemos jugar un rol importante ayudando a alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible, sobre todo en áreas como la reducción del riesgo de catástrofes y la sanitaria en África», añade.

Prueba de ello, es otra creación nipona que ya está lista para su implantación en países del continente africano: unos inodoros de la empresa Lixil SATO que evitan que los insectos se cuelen en los agujeros abiertos donde las poblaciones más pobres defecan, evitando así el contagio y la propagación de enfermedades.

10122363lsatopanandkid

En África subsahariana, la defecación al aire libre es uno de los mayores problemas por ser la causa de propagación de un buen número de enfermedades. «Se trata de una simple tapadera que hace contrapeso. Esta se rellena con cemento al hacer la instalación y el dispositivo mantiene la tapadera cerrada», explica Jim McHale, vicepresidente de Lixil en Tokio. Este artefacto, además, es relativamente barato de fabricar.

La compañía japonesa se ha marcado el objetivo de mejorar los sistemas sanitarios de 100 millones de personas para 2020. Un reto ambicioso, ya que alrededor de 2,4 millones de personas carecen todavía de la infraestructura sanitaria básica. Un hecho que hace pensar si de verdad se podrán alcanzar los objetivos establecidos por la ONU para 2030.

«Quiero ser optimista», declara la directora de Global Cooperation. «El principal desafío para la comunidad internacional es sensibilizar y concienciar al público en temas de educación, y comprometer a la juventud. Los jóvenes son clave, porque los Objetivos de Desarrollo Sostenible tratan de crear un futuro mejor en el que ellos vivirán», concluye.


COMENTARIOS

  1. OVNI…llegan de Ganimedes y Raticulín


  2. Los terroristas islámicos también utilizan los drones para matar


  3. Japón, un gran defensor de la seguridad humana???? Ya puede, despues del accidente nuclear,! que aún no se sabe las graves consecuencias a largo plazo…


  4. Aquí en España la inteligencia artificial la tienen nuestros politicos