Economía

Hacia un modelo empresarial transformador

Las compañías son una pieza clave en la lucha contra el cambio climático y otras lacras sociales y medioambientales. Así lo demuestran las SBIC, que ahora corren el peligro de terminar desvirtuadas.

Artículo

¿QUIERES COLABORAR CON ETHIC?

Si quieres apoyar el periodismo de calidad y comprometido puedes hacerte socio de Ethic y recibir en tu casa los 4 números en papel que editamos al año a partir de una cuota mínima de 30 euros, (IVA y gastos de envío a ESPAÑA incluidos).

COLABORA
01
Ago
2023

Artículo

Miércoles, 11 de enero de 2019. Me encontraba en la sala principal de la Cumbre Climática de Naciones Unidas, la COP25, escuchando a António Guterres, secretario general de la ONU, y a Luca Parmitano, astronauta de la ESA, conversando sobre la belleza del planeta Tierra. Acto después, me encontré con un dilema: asistir a la sesión de John Kerry, actual enviado presidencial especial de Estados Unidos para el clima, o quedarme en la misma sala principal para un acto inédito sobre empresas –para entonces no tan conocidas por mi parte– que se comprometían a alcanzar la neutralidad de carbono en 2030. 

Desafortunadamente, acabé escogiendo la primera opción, aunque inmediatamente me acabé arrepintiendo, ya que la segunda justamente se trataba de la presentación sobre las más de 500 B Corps que se comprometían a ser neutrales en carbono para el año 2030. Desde entonces, el movimiento B Corp no ha parado de sorprenderme, y a pesar de que este julio ha sido señalado como el mes más cálido de la historia, este movimiento me sigue generando eco-esperanza: un término compartido por el activista Francisco Vera en Por qué impulsar las empresas con propósito, el último episodio del videopodcast El Futuro es Ser B.

En este sentido, el movimiento B Corp me volvió a sorprender. En 2022, se presentó en el Congreso de los Diputados la propuesta de una nueva modalidad jurídica, las Sociedades de Beneficio e Interés Común (SBIC), que reconoce a las empresas que generan valor social y ambiental más allá del económico. En un principio, parecía poco verosímil que el propósito de las empresas fuera reconocido e impulsado bajo una figura jurídica. Sin embargo, lo inverosímil se convirtió en realidad: más de 30.000 personas y 400 organizaciones apoyaron esta solicitud, y 50 personalidades firmaron el Manifiesto de las Empresas Con Propósito. Gracias a todas las personas que apoyaron esta iniciativa, las SBIC fueron finalmente reconocidas en el marco de la Ley de Creación y Crecimiento empresarial el 28 de septiembre de 2022. 

Las SBIC deciden recoger voluntariamente en sus estatutos su compromiso con la generación explícita de impacto social y ambiental

Las SBIC son aquellas sociedades que, voluntariamente, deciden recoger en sus estatutos su compromiso con la generación explícita de impacto social y ambiental a través de su actividad, así como su sometimiento a mayores niveles de transparencia y rendición de cuentas, y la toma en consideración de los grupos de interés relevantes en sus decisiones. Adicionalmente, las SBIC deben preparar un informe de impacto anual, designar un responsable de impacto y delinear responsabilidades en casos del incumplimiento de la misión.

El reconocimiento de las SBIC responde a algunos de los cambios acontecidos en los últimos años en relación con el establecimiento de un propósito por parte de las empresas. Las SBIC se podrán posicionar como agentes clave donde la primacía exclusiva de los intereses de los accionistas quede atrás para dejar paso a la consideración de todos los grupos de interés afectados por su actividad.

El surgimiento de las SBIC representa una transformación del concepto de Responsabilidad Social Corporativa (RSC), ya que estas sociedades incluirán consideraciones sociales y ambientales en sus procesos de toma de decisiones. De esta forma, mientras que la RSC se aplica a los departamentos de las empresas, el propósito de las SBIC se integrará de forma transversal en la empresa y se crearán los mecanismos necesarios para blindar este propósito. Ser SBIC significará, por lo tanto, evolucionar hacia un modelo de empresa propio del siglo XXI.

Sin embargo, no se conseguirá llegar al final del camino si no se puede determinar qué empresas pueden ser SBIC. Actualmente nos encontramos en una situación contradictoria: a día de hoy, cualquier empresa puede convertirse en SBIC en virtud de la Ley 18/2022, pero la inexistencia de un reglamento para esta figura legal provoca que las empresas que quieran adoptarla no estén obligadas a presentar ningún criterio para proceder a su cumplimiento. Para solucionar esta situación, se necesita el desarrollo de un reglamento que permita clarificar quiénes, y mediante qué mecanismos, pueden devenir SBIC. Por lo contrario, si esta situación persiste, existirá una convivencia de empresas que dicen tener su propósito reconocido por Ley pero que, a todas luces, incumplen el espíritu de la misma, a pesar de la existente recomendación de adherirse al Código de Buenas Prácticas de las SBIC, la antesala del citado reglamento.

El Gobierno tiene ahora la oportunidad de recorrer todo el camino, desde la tramitación de la Ley hasta la aprobación del reglamento, ya que sino se correrá el riesgo de involucionar más allá del punto de partida y poner en duda la validez de esta figura legal como instrumento para generar valor compartido a la sociedad y al planeta y cambiar radicalmente la forma de hacer negocios para solventar problemas multidimensionales como el cambio climático. 

Con la aprobación del reglamento de las SBIC, así, no solamente tendremos más eco-esperanza, sino sobre todo más eco-acción respaldada y fomentada por el robusto modelo de gobernanza de este nuevo tipo de empresa: un modelo empresarial transformador y con propósito.

¡Necesitamos tu apoyo para llegar al final del camino: firma esta petición para que se apruebe el reglamento de las SBIC en los primeros 100 días de gobierno!


Joan Olivella es B Corp Certification & Standards Lead de B Lab Spain.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

COMENTARIOS

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín semanal y recibe en tu email nuestras novedades, noticias y entrevistas

SUSCRIBIRME

Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible obtener más información aquí.