Transparencia

Transparencia en la era del big data

«Quien entienda la transparencia como una amenaza es que no ha comprendido las nuevas dinámicas sociales y económicas que llevan moviendo el mundo desde hace ya bastante tiempo. Más bien al contrario», escribe Begoña de Benito, directora de Relaciones Externas y RSC de Ecoembes.

Artículo

Begoña de Benito

Directora de RSC de Ecoembes

¿QUIERES COLABORAR CON ETHIC?

Si quieres apoyar el periodismo de calidad y comprometido puedes hacerte socio de Ethic y recibir en tu casa los 5 números en papel que editamos al año a partir de una cuota mínima de 30 euros, (IVA y gastos de envío a ESPAÑA incluidos).

COLABORA
20
Ene
2019
transparencia

Es evidente que los cambios en la forma de comunicarnos impulsados en las dos últimas décadas por las tecnologías de la información han sido clave para una transformación a nivel global que incluye la relación de las organizaciones con sus grupos de interés y, en general, con la sociedad.

La explosión de la comunicación intrapersonal a través de nuevos canales y la ampliación de las capacidades para manejar y cruzar grandes cantidades de datos de manera digital (big data) ha sido uno de los detonantes de este cambio, pero no el único. Tanto los Estados como las organizaciones transnacionales han asumido la necesidad de avanzar en términos de transparencia desde la responsabilidad pública. En clave nacional, podríamos mencionar nuevos marcos regulatorios como la Ley 19/2013 de transparencia o el Real Decreto Ley en materia de reporte de información no financiera. Ya en el plano internacional, la importancia que la transparencia y el buen gobierno deben adquirir es tal que la agenda 2030 de Naciones Unidas integra estos conceptos dentro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

Pero no solo los Gobiernos se están empezando a hacer eco de esta necesidad. Empresas y organizaciones del tercer sector también han comprendido que las relaciones han cambiado y que la gestión no solo ha de ser excelente, sino también transparente, participativa, incluyente y éticamente irreprochable.

«La transparencia una obligación, pero también un reto y una oportunidad»

En Ecoembes, creemos en la transparencia, a la que consideramos una gran oportunidad de futuro, pero también como una realidad presente y tangible. La transparencia en lo que hacemos, en cómo lo hacemos y en la manera de relacionarnos es una característica intrínseca en nuestra actividad, porque la esencia de nuestro modelo se basa en la co-responsabilidad y la colaboración.

Por ello, contamos con un Plan de Transparencia Activa complejo, ambicioso y enfocado desde la proactividad para dar respuesta anticipada a las expectativas y demandas de nuestros grupos de interés con información más clara, didáctica y comprensible. Un Plan que nos permite contar mejor nuestra actividad, no tanto por ofrecer «más datos» que inunden de mensajes a la sociedad, sino por mejorar la calidad de la información que aportamos.

En una sociedad en constante cuestionamiento, donde nos observamos los unos a los otros, donde la credibilidad ha empezado a ser el bien más preciado, la transparencia se nos presenta como herramienta con la que construir confianza y, fundamentalmente, hacerlo de forma personalizada a cada uno de nuestros públicos. En definitiva, transparencia como sinónimo de obligación, pero, también, de oportunidad, convencidos de que la transparencia nos hace mejores a las organizaciones.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

La rebelión de las marcas

Laura Zamarriego

Cada vez más marcas se unen a la revolución del propósito: el valor es la única virtud que no se puede falsificar.

COMENTARIOS

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín semanal y recibe en tu email nuestras novedades, noticias y entrevistas

SUSCRIBIRME