Energía

4,5 millones de personas sufren pobreza energética en España

En el último mes y medio, 172.000 usuarios se han acogido al bono social eléctrico que busca paliar la pobreza energética, un problema que afecta a más de cuatro millones y medio de españoles.

¿QUIERES COLABORAR CON ETHIC?

Si quieres apoyar el periodismo de calidad y comprometido puedes hacerte socio de Ethic y recibir en tu casa los 5 números en papel que editamos al año a partir de una cuota mínima de 30 euros, (IVA y gastos de envío a ESPAÑA incluidos).

COLABORA
23
Nov
2018

Más de cuatro millones y medio de personas en España sufren pobreza energética,  es decir, no tienen capacidad económica para afrontar las necesidades energéticas más básicas, según los datos del último estudio de la Asociación de Ciencias Ambientales (ACA). 

Estas cifras las ponía sobre el mesa  el secretario de Estado de Energía, José Domínguez Abascal, en la inauguración de las jornadas El reto de la pobreza energética: causas y propuestas, organizada en Madrid por la Universidad de Barcelona y la Fundación Naturgy. El pasado 5 de octubre, el Gobierno aprobó un decreto ley que aumenta la cobertura del bono social eléctrico, impulsa medidas de especial protección paa las familias más vulnerables y la prohibe cortar el suministro a aquellos hogares donde residan menores. Este decreto obliga al Ejecutivo a tener redactado un documento de estrategia nacional contra la pobreza energética antes de abril.

Casi un millón de hogares reciben ya el bono social eléctrico, según José Domínguez Abascal, secretario de Estado de Energía

Según Abascal, en el último mes y medio, se han concedido 172.000 nuevos bonos sociales eléctricos, lo que significa que casi un millón de hogares –es decir, algo más de dos millones de personas– reciben esta prestación. No obstante, el secretario de Estado fue tajante: «La situación no está resuelta, ni mucho menos, y aún tenemos mucho trabajo por delante».

Para Martí Solá, director general de la Fundación Naturgy, «la pobreza energética es solamente una de las caras de la pobreza y su solución pasa por un trabajo conjunto». Esta idea sería repetida a lo largo de la mañana por los diversos expertos que completaban el panel de la jornada. Solá presentó la creación del Fondo Solidario de Rehabilitación para viviendas de personas en riesgo de exclusión social. «Es posible mejorar la situación si nos organizamos y colaboramos entre todos. Los servicios sociales dedican gran parte de su tiempo a burocracia, y un paso importante es buscar la mayor rentabilidad de su tiempo», reclamó.

La desigualdad es el telón de fondo de esta problemática. «Una gran parte de la población con rentas más bajas afronta costes de vida más elevados y, por tanto, son más vulnerables a este tipo de situaciones. Además de considerar elementos vinculados a la energía, los ingresos del hogar son relevantes y también los ámbitos geográficos, climáticos y de coste de vida», explicaba Elisa Trujillo‐Baute, profesora de la Cátedra de Sostenibilidad Energética (IEB‐UB). Trujillo-Baute ponía también de relieve un factor importante a la hora de hablar de la eficiencia de los hogares: alrededor del 65% del parque de viviendas español tiene más de 25 años de antigüedad.

El 65% del parque de viviendas español tiene más de 25 años de antigüedad

Para adecuar estas viviendas –más expuestas a problemas de energía y menos eficientes–, la Fundación Naturgy ha lanzado el Programa de Rehabilitación Exprés para Hogares Vulnerables, a través del cual proponen soluciones innovadoras y de bajo coste que, por ejemplo, eviten caros andamiajes u obras que requieran permiso de las administraciones. «Tenemos que tener en cuenta que la pobreza energética no solamente se refiere al frío, también al calor», señaló la profesora Margarita de Luxán, coordinadora de este programa y catedrática emérita de la Universidad Politécnica de 
Madrid. «Las noches de calor en 1985 pocas veces superaban los 28,5 grados en julio, y en el mismo periodo de 2015 el punto de referencia se situó en los 32,9 grados». Con el objetivo de luchar contra la pobreza energética, la Fundación Naturgy ha puesto en marcha también la Escuela de Energía que, según sus datos, ya ha ayudado a más de 10.000 personas a reducir su gasto en energía.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

COMENTARIOS

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín semanal y recibe en tu email nuestras novedades, noticias y entrevistas

SUSCRIBIRME